En Francia están construyendo un castillo medieval utilizando técnicas medievales

Visitar cualquier edificio medieval lleva a la misma recurrente pregunta: “¿Cómo lo hicieron?”. Grandes fortificaciones como la Torre de Londres o bellas catedrales como la de León son prodigios de la arquitectura, impresionantes incluso desde nuestra visión del siglo XXI. Comprender con qué técnicas y materiales fueron construidos es complejo. En Francia, sin embargo, hay quien se ha propuesto hacerlo. ¿Cómo? Construyendo un castillo medieval utilizando técnicas medievales.

castillo medieval FranciaEl edificio en cuestión ha sido bautizado como Guédelon Château Fort, y se encuentra en un remoto bosque situado en los confines de Borgoña, antiguo y poderoso estado europeo. El proyecto fue iniciado en 1997 por Michel Guyot, propietario de un castillo en una villa cercana. Empujado por la teoría de la arqueología experimental, que invita a los investigadores a vivir de primera mano situaciones y procesos en veEdadz de recrearlos a través de su estudio teórico, Guyot decidió iniciar el proyecto de Guédelon mientras restauraba su propiedad.

De la mano de Jacques Moulin, arquitecto al frente del proyecto que diseñó el castillo inspirado por las fortificaciones de los siglos XII y XIII, el proyecto ha dado significativos pasos hacia adelante en sus casi dos décadas de existencia. Una gran torre y la estancia principal ya están levantadas. Todo lo que podemos observar en las fotos se ha hecho respetando al milímetro las condiciones de trabajo medievales. El edificio está compuesto de madera, piedras y cal, y los materiales han sido obtenidos en bosques y canteras cercanos, tal y como se hacía en la Edad Media.

De forma paralela, los trabajadores emplean ropaje de la época, y sus condiciones laborales son semejantes. Hay más de media cincuentena de obreros participando en el proyecto, además de doscientos voluntarios. En teoría, la fortificación estará terminada en 2020. La historia es fascinante: de forma paralela a su construcción, se ha articulado una trama de fondo ficticia. El castillo pertenecería así a Guilbert de Guédelon, un noble local, y las obras habrían comenzado en 1226.

El objetivo de este último detalle no es trivial: la posición social del noble permite a los trabajadores diseñar el castillo en torno a sus necesidades y posibilidades, comprendiendo mejor el proceso de construcción. El proyecto no sólo es un hermoso reto arquitectónico, sino también un excelente ejercicio de investigación histórica, en tanto que contribuye a arrojar luz sobre un periodo a menudo malinterpretado y objeto de desdibujados clichés y estereotipos.

Se puede visitar, en caso de que estéis interesados y visitéis esta parte de Francia. Incluye un restaurante medieval, y se permite el acceso a parte de las estancias ya edificadas. Además de todo lo mencionado, Guédelon busca impulsar el turismo y la actividad económica en una zona rural y poco poblada. Décadas después de su puesta en marcha, ha conseguido atraer a alrededor de 300.000 visitantes anuales. Por último, sirve de proyecto social, dado que emplea a muchos jóvenes en riesgo de exclusión social. Aquí aprenden un oficio y ponen en práctica sus conocimientos (medievales).

La historia de Guédelon:

castillo medieval Franciacastillo medieval Franciacastillo medieval Franciacastillo medieval Franciacastillo medieval Franciacastillo medieval Franciacastillo medieval Francia

Fuente: Mohorte

Escribe un Comentario